Musas

Musas

sábado, 27 de octubre de 2012

Poetas


Creo que no hay armas más afilada que el amor. Creo que lo mejor que le puede pasar a un poeta es un amor imposible, un recuerdo de algo lejano que vuelve, el dolor de este sentimiento tan puro y real desde que la vida tiene uso de razón. Creo que entiendo a todos esos escritores frustrados por el amor que ha dado La Historia, los comprendo. Es en esa época de su vida cuando escribieron lo mejor que tienen, lo que más se ha recordado. Quizá deba darle a la vida gracias por pasar esta etapa, por permitirme escribir sobre lo que siento cada vez que mi corazón se dispara, cada vez que en él una daga se clava por este amor tan raro que no me deja respiro ninguno del alma. Porque aunque no pase a la Historia ni mis letras sean recordadas, esto me ayuda a superarlo y pensar en el mañana.

G. S. Díaz "Poetas"

No hay comentarios:

Publicar un comentario