Musas

Musas

sábado, 17 de septiembre de 2016

No apareces.

Otro día más que no estás. Que no apareces. Y ya son más de novecientos días los que en el portal te he esperado. Y no llegas. Y no vienes. Tanto tiempo que el viento me ha erosionado. El cuerpo, la mente y el ánimo. Tengo las agujas del reloj clavadas en la piel. Cuando las consigo detener, por alguna canción que me da pena entender, vuelven a clavarse más al fondo, más profundo. Desgarrándome. Y no desespera este alma que tampoco llora, porque al comienzo de todo sabía de sobremanera el futuro que acontece ahora. Ni risas ni burlas tardes cualquiera. Ni besos ni pasión, a deshoras. A la soledad se la ama a solas. Ya tuve tiempo para amarlas a todas. De manera efímera y contradictoria. Siendo prepotente, tonto y cabezota. Creyendo que, de verdad, vendría la perfecta. Esa que espero y que se resiste. La que se me escapa en los libros que leo, tan tristes. Esa que en mi cabeza siempre está y que, en realidad, no existe.

Gregorio S. Díaz "No apareces"


2 comentarios:

  1. Increíble forma de escribir la tuya. Consigues transmitir de una manera que muy pocos son capaces de igualar. Espero que sigas así y mucha más gente pueda leerte!!

    ResponderEliminar